22 de enero de 2016

Romanesco con longanizas

 

El romanesco o romanescu, es de la familia de las crucíferas o brasicáceas, con un sabor más suave que la coliflor y una textura más fina. Se cocina en poco tiempo y en mi caso, aproveché hasta el tronco, que era muy tierno. Se puede comer crudo, cocido o como hoy, rehogado.

 -1 romanesco
-4 ó 5 longanizas
-sal
-aceite de oliva
-pimentón dulce de la Vera

 

Cortamos las longanizas en trocitos pequeños y las rehogamos en un poco de aceite hasta que se doren.

Troceamos el romanesco y lo agregamos a la cazuela le damos unas vueltas y agregamos el pimentón con medio vasito de agua. Salamos.

Dejamos que se haga a fuego lento y tapado, removiendo de vez en cuando, unos 15 minutos.

 

NUTRICIÓN: romanesco, longanizas

3 comentarios:

  1. Bon día guapa. Nunca he comprado el romanesco y ya tardo.
    Me gusta cómo lo has combinado.
    Besets

    ResponderEliminar
  2. Tiene que estar muy bueno, la longaniza tiene que darle un sabor rico,seguro que en mi casa así se lo comen.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  3. Qué rico es el romanesco y bonito hasta para adornar la cocina. Tu receta es estupenda pues la combinación es ideal, la longaniza debe aportar un rico sabor sin duda!!un beso

    ResponderEliminar

Deja tu comentario