21 de octubre de 2013

Pan de queso brasileño (Pão de queijo)


   Este pan, apto para celiacos, admite rellenos (tanto dulces, como salados) antes de ser horneados o una vez asados. En Brasil, de donde es originaria la receta y el preparado, lo toman como aperitivo o para acompañar un té o un buen café.  



   La receta original lleva polvilho doce (almidón de yuca o fécula de mandioca), un poco más difícil de encontrar en nuestro país que este preparado de la marca Yoki,  que lo podemos comprar en establecimientos con productos internacionales. En concreto, lo encontré en la sección de harinas de un conocido hipermercado.


    La preparación es muy fácil. Tan solo hay que mezclar el contenido del sobre con media taza de agua y dos huevos. Amasamos bien (si amasamos poco no quedan tan esponjosos, como me pasó a mí) y hacemos bolitas del tamaño de una nuez. Disponemos las bolitas en una bandeja forrada con papel sulfurizado y horneamos a 180ºC, durante 25 minutos o hasta que queden ligeramente doradas (la próxima vez los dejaré más rato).
   
   Si nos animamos a hacerlo con el polvilho doce, aquí tenemos la receta original. 

   Es recomendable comerlos recién hechos, que es cuando mejor se aprecian todos los aromas y la textura esponjosa. Aunque si queremos rellenarlos una vez horneados, podemos darle un golpe de horno (no microondas) en el último momento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario