6 de octubre de 2018

Albóndigas con patatas y rebollones

 

La temporada de rebollones (rovellons) ya ha empezado aquí en Valencia y hay que aprovechar porque no dura mucho, aunque este año tengo pensando congelarlos y hacerlos en conserva para tener todo el año.
De momento ya los he incluído en esta receta y la clásica a la plancha con salsa Mary, simplemente así ya están buenos, pero en este guiso, el sabor del rebollón lo impregna todo y me ha encantado.

 

-12 albóndigas de carne de cerdo
-3 ó 4 patatas
-150 g. de rebollones (níscalos) 
-aceite de oliva virgen extra
-2 dientes de ajo picados
-caldo de carne
-3 cucharadas de pisto
-sal, tomillo, cúrcuma

Comenzamos rehogando las albóndigas en una cazuela. Cuando se  doren, añadimos los rebollones lavados y troceados junto con el ajo picado y dejamos que se doren también.

Añadimos las patatas peladas y troceadas, la cúrcuma, el tomillo y cubrimos con el caldo de carne lo justo para que no quede muy caldoso. Incorporamos el pisto y tapamos la cazuela hasta que hierva.



 

Destapamos la cazuela, bajamos el fuego y dejamos cocer 30 minutos.

5 comentarios:

  1. Que receta tan completa una ensalada y ya tenemos ,el almuerzo de cualquier día de la semana que viene y creo que tendría que coger un poco de pan para mojar en esa salsita tan rica¡¡¡
    Besitos¡¡

    ResponderEliminar
  2. Las albóndigas deliciosas pero con esa salsa y las setas seguro que estarán mucho más ricas!!!un beso

    ResponderEliminar
  3. Marián, si lleva rebollones, me gusta todo, todo. Con esas albóndigas pongo yo el pan y a mojar sin parar.
    Besos guapa y buena semana.

    ResponderEliminar
  4. Esta este guiso divino¡¡
    Bss

    ResponderEliminar
  5. Me encanta todo: las albóndigas, las patatas, las setas, y esa salsita.
    Un beso.

    ResponderEliminar

Deja aquí tus comentarios y dudas. Gracias!